13 de enero de 2014

En el centro y varios barrios aún quedan vestigios de la feroz tormenta del sábado

Ayer permanecían varios postes inclinados y algunos árboles. Sólo los vecinos trabajaron para resguardar la zona. También advirtieron acerca de cables que cuelgan sobre las veredas. Esperan que hoy se normalice la situación.

Pasaron 24 horas del violento temporal que azotó la capital correntina y en la tarde de ayer varios puntos de la ciudad todavía mostraban los vestigios del fenómeno, principalmente postes inclinados y cables en las veredas. Además permanecían algunos árboles que habían cedido a la fuerza del viento, aunque en este caso la mayoría fueron retirados. De todas maneras, la voluntad de los vecinos hizo el mayor desgaste el domingo, porque pocas o casi ninguna cuadrilla recorrió las calles para limpiarlas y anular todo riesgo de accidentes. Por eso se espera que hoy se normalice la situación. La tormenta de la mañana del sábado afectó el centro y al menos 40 barrios, arrasando en pocos minutos con postes, cables, árboles y hasta algunos muros. No hubo víctimas fatales o heridos de consideración, pero fueron múltiples los daños originados por las furiosas ráfagas que alcanzaron los 90 kilómetros por hora. Una postal céntrica fue la cuadra de calle Junín entre Santa Fe y España. Allí se desplomaron dos postes con cables de teléfonos, TV y energía. Uno de ellos afectó a un automóvil estacionado en la zona. Durante la tarde de ayer seguían los cables en la vereda aunque con unas cintas rojas y blancas de advertencia sobre un peligro. También en calle Lamadrid al 1300 la situación seguía siendo riesgosa con otros dos postes inclinados por efecto d un intenso viento que en esa cuadra incluso derrumbó un añejo árbol. Unas cuadras más al Este una hecho similar en torno al Colegio Robineau, sobre Sarmiento. Algo parecido se presentaba en Lamadrid y República del Líbano. Frente al Casino, en el parque Cambá Cuá, fue retirado un árbol que cayó y afectó a una columna del alumbrado callejero. En la intersección de calles Bolívar y Misiones permanecían los escombros de un muro que cayó durante el temporal. Así hay otros tantos casos en diversos lugares de la ciudad, por lo que los vecinos esperan  que pronto se solucione el riesgo que representan los postes inclinados y que, por otra parte, se recuperen los servicios, sea el telefónico, el de TV por cable y también el de energía.   Fuente:www.ellitoral.com.ar

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios