A horas de confirmarse un caso de Dengue autóctono en la ciudad de Santo Tomé, el área de salud municipal y la Comisión de lucha contra el Dengue son blancos de críticas por la inactividad y el nulo bloqueo que se realiza en la zona donde se produjo el contagio.

En ediciones anteriores Urgente Santo Tomé y Radio Nacional Santo Tomé informaron que las autoridades de Salud local confirmaron en forma exclusiva que en nuestra localidad existe una persona de sexo femenino que contrajo la enfermedad y que la misma es oriunda del barrio Puerto Torres. El Protocolo señala que luego de detectar el flagelo se lleva a cabo un bloqueo en toda la zona alrededor del domicilio del infectado, pero según las fuentes consultadas por este portal lo que se efectuó hasta el momento en el lugar es poco y nada y las responsabilidades recaen en el área de Salud Municipal, que en este momento está comandada por el Médico Marcelo Giménez. Urgente Santo Tomé intentó contactarlo, pero no obtuvo respuestas.

Los informantes también indican que la zona de Puerto Torres es un sector “caliente en materia de salubridad”, ya que contiguo al barrio se ubica el basurero municipal a cielo abierto, que se encuentra en una situación límite y que necesita medidas urgentes. Además este portal supo que el área de APS, que depende de la provincia de Corrientes aún no designó un reemplazante de la Dra. Adriana Galarza que dirigía ese programa hace un tiempo, es decir en este momento hay mucho desconcierto sobre qué hacer con la situación, antes que aumente el número de contagios. Desde el municipio aluden que están sin recursos debido al cambio de gobierno nacional, excusa que ya no posee asidero. Los entendidos en la materia recomiendan a la población limpiar sus viviendas, descacharrizar, eliminar focos de mosquito y consultar al médico ante síntomas como fiebre alta, dolores musculares etc.

Bloqueo Sanitario

A partir de confirmarse el diagnóstico de una persona con dengue, chikungunya o zika, se toma la vivienda de la persona infectada con su manzana como referencia y ocho manzanas alrededor, es decir 9 manzanasen total. Esto se debe a que ese rango es la máxima distancia que puede volar un mosquito adulto infectado. Una vez delimitada esta área, se accede a los domicilios correspondientes y se comienza con el descacharrado, es decir, con la limpieza de los patios, explicándole al vecino la importancia de esta acción, ya que es la única efectiva para eliminar las larvas y prevenir la reproducción del mosquito.

Además se procede a la búsqueda de febriles, personas en esos domicilios que puedan tener los síntomas de dengue, chikungunya o zika o los hayan tenido en días anteriores. De encontrarse alguno, se inicia el proceso correspondiente para confirmar si también tiene alguna de estas enfermedades.

Por último, el equipo de la Dirección de Vectores fumiga la zona para eliminar mosquitos adultos, evitando así la probabilidad de que un vector infectado pueda picar a otra persona. Cabe recalcar que las tareas de fumigación se realizan muy controladamente, ya que junto con el Aedes aegypti también se destruyen muchas otras especias que regulan la fauna, como otros mosquitos o alguaciles.

A su vez se entrega a las familias involucradas repelente para evitar el contagio y larvicidas para aplicar en recipientes que es imposible limpiar o vaciar, como estanques y piletas, para evitar la reproducción del Aedes aegypti. Una semana después del primer bloqueo se repite la acción en la misma área para descartar la aparición de nuevos casos.

 Fuente:urgentesantotome.com

Compartir

Comentarios