26 de enero de 2014

¿DISCRIMINACIÓN? El furcio de un gobernador: "Hay 100 personas de apoyo y otros 100 mapuches que están colaborando"

¿DISCRIMINACIÓN?

El gobernador de Neuquén, Jorge Sapag se expresó así cuando se refirió al operativo para contener los incendios en el departamento de Aluminé. La Confederación Mapuche estudia denunciar ante el INADI al mandatario.

En tiempos donde la comunicación domina todo, los actos fallidos de las personalidades públicas difícilmente pasan desapercibidas. La polémica, que brotó desde las redes sociales, despertó cuando el gobernador de Neuquén, Jorge Sapag, explicó a la prensa el operativo para contener los incendios en el departamento de Aluminé.    "Hay más de 200 brigadistas trabajando. Cuatro aviones, un quinto que está viniendo de Bariloche. Los dos helicópteros. Están trabajando los equipos viales. Hay 100 personas de apoyo y otros 100 mapuches que también está colaborando en Ruca Choroi", dijo días atrás el mandatario, en el marco de las medidas que encabeza Neuquén para contener las llamas de la zona, ubicada a 320 kilómetros de la capital provincial.   La diferenciación entre "personas de apoyo" y "mapuches" se sintió como una ofensa, a la que calificaron como "furcio discriminatorio".   Jorge Nahuel, vocero de la Confederación Mapuche, dijo que estudian denunciar ante el INADI al gobernador de esa provincia, por sus palabras.   "Nos parece que esta declaración de Sapag refleja el lugar que le da a nuestra comunidad, a la que sacó de la categoría de ciudadanos de primera”, dijo Nahuel desde Ruca Choroi, en donde trabajan para enfrentar los incendios forestales.   A raíz de las declaraciones de Sapag, la Confederación Mapuche analiza avanzar con denuncias ante organismos locales y nacionales. "Es muy gráfico el furcio porque saca a la luz el total abandono en el que están más de 1.200 habitantes por un incendio que va a dejar inutilizadas miles de hectáreas por 10 o 12 años”, manifestó Nahuel.   Hoy se desató una copiosa lluvia que trajo tranquilidad a las poblaciones del este de la provincia. "El problema es que ahora quedamos en un estado de amenaza permanente porque no destinan fondos para infraestructura, tecnología ni logística para proteger semejante masa de bosques que nos rodean”, indicó y agregó que "quedamos expuestos a un rayo o un descuido humano que puede generar más incendios”.   Nahuel denunció además que "tenemos una gran incertidumbre porque ahora nos quedamos sin ganado, sin la leña para pasar el invierno y sin el sustento económico que nos puede generar el piñón. Todos estos recursos están perdidos”.

Fuente: www.infobae.com

COMPARTIR:

Comentarios