Desde el Gobierno indicaron que en Corrientes “las clases iniciaron con normalidad” debido a un reducido acatamiento a la medida de fuerza nacional. “A la dirigencia gremial no les importa los intereses de sus representados porque priorizan la convocatoria al paro de sus pares”, cargó el Gobernador.

Las clases iniciaron ayer y desde el Gobierno Provincial informaron que el acatamiento al paro tuvo un alcance inferior al 10 por ciento. “Quedó en claro que la dirigencia sigue sus propios intereses”, dijo ayer el gobernador, Ricardo Colombi, en los sucesivos actos de inauguración del ciclo lectivo 2017.
Con la información de los diversos turnos escolares, desde la Provincia confirmaron que “el inicio de clases fue normal” en Corrientes debido a que la medida de fuerza de ayer y la prevista para hoy tiene un acatamiento “de alcance inferior al 10 por ciento”.
“Quedó claro que la docencia tomó el camino de la responsabilidad, dando cumplimiento a su trascendental misión que tienen en el sistema educativo”, dijo a la prensa la ministra de Educación de la Provincia, Susana Benítez. “Siempre hemos confiado en la claridad de los docentes para poder definir cuáles son las alternativas correctas en instancias como estas”, expresó la titular de la cartera educativa.
“Los guarismos de acatamiento al paro están por debajo del 10 por ciento, por lo que tiene validez sostener que el inicio de clases en la fecha fue normal. Y esperamos que mañana, el segundo día de la medida de fuerza, sea todavía menor a la fecha”, expresó la funcionaria provincial.
De igual modo se pronunció ayer el gobernador Ricardo Colombi en los diferentes actos de inicio del ciclo lectivo. “Confiábamos y no nos equivocamos en la responsabilidad de los docentes, y en su compromiso con la educación y la comunidad”, expresó el mandatario provincial.
“Estaba muy claro que las medidas de fuerza no perjudican al Gobierno, sino a la comunidad, a los miles de niños y jóvenes, que concurren a su primer día de clases, con la ilusión de que así inician el camino que les permitirá acceder a conocimientos y una formación que les de oportunidades en esta exigente vida que tenemos”, aseguró.
“Otro de los aspectos que quedó claro es que a la dirigencia gremial no les interesa los intereses de sus representados, porque priorizaron el cumplimiento del paro convocado por sus pares nacionales, a pesar de la oferta netamente superior al resto que realizó Corrientes. Lo que querían era impedir el inicio de clases en Corrientes para exhibir como logro en el concierto gremial docente nacional”, manifestó el titular del Ejecutivo Provincial durante la inauguración del ciclo lectivo que incluyó el corte de cintas de la nueva escuela del barrio Apipé y recorridos por la Escuela Francisco Soler (ver página 5).
Vale recordar que el Gobierno había realizado una propuesta del 24 por ciento anual al Frente Gremial Docente la semana pasada. Esto incluía el aporte de una suma no remunerativa y un incremento del plus que en marzo significaría un incremento de 1.500 pesos de bolsillo, según había informado el subsecretario de Hacienda de la Provincia, Marcelo Rivas Piasentini.
Los gremios habían sido convocados el viernes en el Palacio de Hacienda para terminar de acordar la oferta, con la presentación de una contrapropuesta. No obstante, desencuentros de por medio, no hubo reunión y por ende, tampoco acuerdo. Los seis sindicatos, a su vez, ratificaron su adhesión al paro nacional convocado por las centrales sindicales.
Una delegación de sindicalistas correntinos participó ayer de la marcha nacional que se concentró en Capital Federal frente al Ministerio de Educación de la Nación y de Casa de Gobierno. Reclamaron la apertura de paritarias nacionales y que se garantice el financiamiento de la educación pública. Algunos sectores observaron con preocupación la ausencia del Fondo Compensador Docente en el Presupuesto Nacional aprobado el año pasado. Corrientes es una de las siete provincias que perciben esta ayuda que rondaría los 500 millones de pesos anuales.

Certidumbre administrativa
“Estoy convencido de que muy pronto tendremos la oportunidad de buscar juntos nuevos caminos hacia el crecimiento y la consolidación del sistema educativo, porque Corrientes llega a este punto de su ciclo institucional como una provincia ordenada y con certidumbre administrativa”, dijo ayer el vicegobernador de la Provincia, Gustavo Canteros, respecto del inicio de clases.
“Este comienzo del ciclo lectivo nos alienta a ratificar el compromiso a favor de una educación mejor, integradora y dispuesta a acompañar un proceso de desarrollo que será inexorable”, manifestó el presidente del Senado.
“Digo esto porque sin duda faltan cosas por hacer, pero mucho hemos avanzado en una provincia que hace algunos años estaba sumida en la peor crisis de su historia. El valor de un cronograma salarial garantizado, constituye un derecho adquirido que nadie podrá vulnerar, y así muchos otros aciertos que permitieron ordenar el Estado en un esquema de previsibilidad”, analizó el Vicegobernador.

Integración
“Estamos apostando al conocimiento; a la contención de los niños y jóvenes; y  a la profunda integración de familia-escuela-comunidad”, manifestó el presidente de la Cámara de Diputados de Corrientes, Pedro Cassani, respecto del inicio de clases.
“Pese a tener muchos años de antigüedad, el desafío era si ellos iban a estar a la altura de las circunstancias, de las expectativas que los papás ponían en los chicos que mandaban a la escuela. Afortunadamente,  ese es el ámbito que comenzamos a encontrar entre todos los argentinos, y que hoy se vio reflejado en Corrientes en los actos de apertura de inicios de clases”, expresó.
Luego, el líder de ELI enfatizó que “los niños, padres, y docentes saben que la escuela es el segundo hogar; las maestras, segundas mamás; y que la actividad escolar está directamente relacionada con la vida de cada familia. Cada uno sabe el rol que le toca ejercer, para lograr la sana sociedad que todos anhelamos”.

 

Fuente:www.ellitoral.com.ar

Compartir

Comentarios