Miércoles 30 de Septiembre de 2020

Hoy es Miércoles 30 de Septiembre de 2020 y son las 07:28 ULTIMOS TITULOS: Godoy Cruz le arruinó la fiesta a San Martín y se quedó con la victoria / Jóvenes voluntarios realizaron tareas de higiene urbana y difusión sanitaria en Florencio Varela / PabloTrapero ganó el León de Plata en Venecia / San Lorenzo defiende la punta en el clásico ante Huracán con todo el Ducó en contra / Scioli respaldó la continuidad de Fútbol para Todos y se diferenció de los dirigentes de Cambiemos / Independiente se dio el gran gusto y goleó a Racing ante su gente / Olimpo recibe a Sarmiento en Bahía Blanca / Atrapamiento y recuperación del alma / Messi marcó el gol del triunfo ante el Atlético de Madrid / El desmesurado universo de la literatura fantástica / Castro: "La victoria de Corbyn expresa el rechazo a las políticas de austeridad que afectan a los que menos tienen" / Sin escapatoria en la frontera sur de Hungría / Francisco criticó el sistema actual "que desplazó al hombre del centro y puso al dinero" / El jefe del ELN ratificó la disposición a negociar pero advierte sobre la reedición de una "coordinadora guerrillera" / Recordarán en Entre Ríos al milagrero Lázaro Blanco, a 129 años de su muerte / Argentinos recuperó la sonrisa y le ganó a Nueva Chicago de visitante / Nostalgia de las relaciones carnales / Scioli convocó a "ir hacia adelante a partir del 25 de octubre y no para atrás" / Macri prometió "universalizar un ingreso ciudadano" y fijó como meta el "hambre 0" / Ahora 12 superó los 30.000 millones de pesos en ventas /

  • 19.2º
  • Parcialmente soleado
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

4 de abril de 2016

Colombi: “En las más difíciles la clave fue las ganas de cambio de la gente”

El mercedeño superó el récord de permanencia de Ferré pero dijo que desconocía ese logro y le restó importancia. Asegura que triunfará en 2017 y admitió que en sólo dos oportunidades se sintió débil y con miedo.

Por Pablo Miguel Reyes Beyer

@SoyPabloMiguel

¿Sabía que se acercaba al récord de Ferré?
No, conozco la historia de Corrientes y es muy rica, Ferré como tantos otros caudillos hicieron grande a la provincia, pero no pensaba en eso porque hay cosas más importantes.

¿Y qué reflexión tiene al respecto?
Ninguna, es para la historia y los libros nomás.

¿Cómo comenzó en la política?
Siempre tuve interés por la participación política. En 1974 fui presidente del Centro de Estudiantes de mi escuela secundaria y ahí fue cuando comencé a perfilar el camino. Después cuando vine a estudiar Derecho en la Universidad Nacional del Nordeste formamos el Centro de Estudiantes de Mercedes en Corrientes, entidad con la que ayudamos a muchos mercedeños. Juntarnos y poder ayudarnos. Incluso muchos pudieron terminar sus estudios gracias a los apoyos que brindábamos.

¿A qué aspiraba ese joven Ricardo Colombi?
Uno siempre proyecta a futuro, comencé siendo concejal pero las aspiraciones eran seguir creciendo, primero concejal, después intendente, luego diputado nacional y finalmente gobernador. Ese camino lo traza uno convencido de lo que hay que hacer.

¿Cómo era el Colombi intendente?
Para mí ser intendente es lo mejor. En mi época había una fuerte desprotección de las zonas rurales, había un menosprecio a la gente del campo. Nosotros comenzamos a tener una visión más humanista y buscamos integrar mejor la ciudad y el campo. Con un trabajo sostenido logramos disminuir la mortalidad infantil y controlar enfermedades, enripiamos muchos caminos rurales, mejoramos la alimentación de la gente. Hicimos muchas cosas, recuperamos la confianza de la gente del campo. Por toda esas experiencias es que hoy tenemos el Fondo de Desarrollo Rural que es una gran herramienta. 

Luego de 8 años como intendente le tocó ser diputado nacional durante la Intervención Federal, ¿cómo fue su relación con esa gestión?
Yo voté por la intervención por la situación que vivíamos, pero no tuve una buena relación y cuando se habló de una prórroga para que sigan yo me opuse. Pero lo que hay que entender es que se llegó a esa situación por errores nuestros, de quienes gobernaban y después por el Gobierno de Coalición. Por suerte después de eso nunca más Corrientes sufrió otra Intervención Federal.

Pero usted en agosto de 2001 presentó un proyecto para que siga la intervención.
Yo no presenté ningún proyecto. Siempre me opuse.

Ese proyecto incluso fue criticado por Elisa Carrió y Cristina Kirchner que eran diputadas. 
No, yo no presenté nada. No sé si alguien más hizo algo, no me acuerdo ya pasaron 16 años.

Había dirigentes de la UCR que lo acusaban de ser el candidato impuesto por la Intervención.
No hay que darle al pito más de lo que el pito vale.

¿Y cómo es su relación con Oscar Aguad hoy? Siendo que él es ministro de Macri.
No tengo ningún tipo de relación con él.

¿Cómo fue la conformación del Frente de Todos y la campaña del 2001?
Desde 1997 un grupo de intendentes, especialmente del sur de la provincia, estábamos preparando un proyecto político en conjunto. Era necesario hacer una alianza para poder tener una opción diferente a los que gobernaban, pero faltó el apoyo de algunos sectores y no se dio... y bueno... pasó lo que pasó. Por suerte para 2001 lo pudimos lograr y ganamos las elecciones. 

Asumió en 2001 y a los pocos días se produjo el estallido que derivó en la salida de De la Rúa, ¿qué sentía esos días?
La crisis institucional era lo que más nos preocupaba, la falta de estabilidad política nos perjudicaba mucho y más con la crisis económica. Las provincias con bonos, en Corrientes no se pagaban los sueldos desde hacía mucho tiempo. No fue fácil. Las ganas de cambio que tenía la población fueron el sostén más importante para pasar ese tiempo muy difícil. El apoyo y reconocimiento de la sociedad fue fundamental, la gente buscaba un cambio y veía en nosotros algo diferente.

¿Qué significó para usted Néstor Kirchner?
El surgió por la crisis del radicalismo y de la interna con Menem. Hizo cosas muy buenas, con avances muy importantes. Pero después con la llegada de Cristina a la Presidencia se descompuso todo al punto de que hoy estamos en una situación muy grave desde el punto de vista económico y social.

¿Qué reflexión tiene hoy del mote radical K?
Yo nunca fui radical K, es una equivocación en la que cae el periodismo de querer categorizar todo. En el 2003 los argentinos necesitábamos consolidar el sistema democrático, estar unidos para sacar adelante a la provincia y no volver a los procesos de intervención federal y consolidar al país.  Las alianzas las proyectamos con esos objetivos, pensamos a lo grande, no en pequeñeces.

 ¿Por qué fue Arturo Colombi el candidato en 2005?
Era el que mejor representaba y el que más medía.

¿Qué sintió cuando lo traicionó Arturo?
No quiero volver a ese tema, muchos dolores de cabeza me generó.

¿Considera que fue un error haberlo elegido?
Ni un error ni un acierto, cada uno sabrá y lo evaluará.

¿Cómo es su relación hoy con su primo?
No existe, no hay relación.

¿Sufrió?
Sí, pero ya está.

En 2007 vivió su única derrota electoral, fue contra Vicente Picó.
No creo que haya sido derrota perder por 4 mil votos contra el Gobierno provincial y el nacional. No sé quién perdió, para mí fue una victoria. Es más, si dos intendentes que nos prometieron acompañarnos lo hubieran hecho la historia hubiese sido diferente, pero no se dio. 

En 2009 también con todo en contra terminó ganando, ¿por qué la gente lo volvió a elegir?
Fueron los primeros 4 años de gestión, las cosas que hicimos. Era un modelo que era mejor que el que estaba y que el otro que era una incógnita pero apoyado por el Gobierno nacional.

Usted mantenía una buena relación con el Gobierno nacional, pero después se quebró eso.
Yo me reuní con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, pero tuvo una mala actitud. El apoyo de Nación a la provincia se iba a dar si nosotros los apoyábamos, pero nosotros no teníamos legisladores. Desde ahí tuvimos seis años de padecimiento.

¿Hasta qué punto las críticas al kirchnerismo no eran ya parte de su estrategia política?
Lo que decíamos lo creíamos realmente, pero también son estrategias de campaña.

¿Y el 2013 como lo vivió? ¿Fue su campaña más difícil?
Fue una elección durísima. Acá estuvieron 17 gobernadores, el Gobierno nacional y muchos otros actores. No se olviden que quisieron intervenir la Justicia pero dieron marcha atrás después de una manifestación que reunió a más de 50 mil personas.

Usted ganó en 2001, 2005, 2009 y 2013...
(Interrumpe) Vamos a ganar en 2017 también.

Todas esas elecciones fueron realidades completamente distintas, ¿qué fue lo más importante de esas campañas? 
Tiene que ver con la confianza que uno transmite. Todavía hoy hay gente que no puede creer cuando me ve haciendo cola para hacer mis compras, que viaje solo, que camine por las calles de la ciudad. Fue un cambio grande de lo que pasaba antes que los gobernadores estaban con custodias muy numerosas. El ciudadano sabe que somos personas de carne y hueso como ellos. Eso generó mucho feeling con la gente, una confianza profunda y mutua. Todo esto también tiene que ver con la formación que me dieron mis padres.

¿En qué falló la oposición que nunca pudo destronarlo? 
Eso tienen que preguntárselo a ellos. Yo no sé.

¿Hubiese habido Ricardo Colombi gobernador sin la Intervención de 1999?
Sí. Pero quiero repetir algo, la intervención fue por nuestros errores, la corrupción que había, el mal manejo de las cuentas públicas, el Banco de Corrientes fundido, no se le pagaba los sueldos a la gente. Además hay algo que no se dice nunca que es que los municipios no estábamos en crisis. ¿Por qué la provincia estaba en crisis y los municipios no? Nosotros cumplíamos nuestras obligaciones, hacíamos obras. Cuando me fui en el 99 dejé en caja a mi sucesor un millón de pesos. El interior tenía intendentes muy buenos que posibilitaron que los pueblos puedan mantenerse pese a ese escenario tan complicado.

Usted también es protagonista fundamental de que Corrientes hoy goce su período de estabilidad institucional más largo en 170 años.
En el 2001 la gente quiso un cambio que se fue consolidando en el tiempo. Ahora sabemos que ya no habrá crisis institucional porque logramos estabilizar a la provincia, el Banco funciona, hay una sociedad que piensa diferente y es libre. Tenemos a nuestros jóvenes estudiando en sus ciudades, con sus familias, hay producción y generación de trabajo. La demanda es constante y sabemos que nos falta mucho, es nuestra responsabilidad como dirigentes políticos no ir al pasado.

Fuente:www.ellitoral.com.ar

COMPARTIR:

Comentarios