PROVINCIALES

17 de mayo de 2019

Valdés balconea la política nacional

El presidente Mauricio Macri vino a buscar su apoyo explícito para la reelección. Pero el Gobernador mantiene silencio en este punto. Prefiere ser menos escandaloso que su colega de Mendoza, Alfredo Cornejo.

Con vistas a la Convención radical del próximo lunes 27, los distintos sectores del partido de Alem van definiendo posiciones respecto a la política de alianzas con vistas a las elecciones del próximo octubre. ¿Seguir en Cambiemos? ¿Modificar su composición? ¿Conformar otro frente? ¿Mantener a Mauricio Macri como candidato presidencial excluyente? Son muchas las preguntas que crecen en los corrillos radicales y que encontrarán finalmente una respuesta en los esperados debates de Parque Norte. Diversos observadores políticos de la capital argentina apuntan que en esta semana hubo una mini cumbre para presionar por la candidatura presidencial de la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal cuya imagen, a diferencia de la de Macri, se mantiene alta en los sondeos de opinión. El último miércoles a la mañana el propio titular del partido y gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, realizó explosivas declaraciones en las que puso en duda la candidatura presidencial de Macri. Aseguran los comentaristas que la plana mayor del radicalismo discutió esa misma noche en una cena en territorio porteño la estrategia a seguir. Y afirman que estuvieron los tres gobernadores: el mismo Cornejo (Mendoza), Gerardo Morales (Jujuy) y Gustavo Valdés (Corrientes), más Ernesto Sanz y el vicegobernador Daniel Salvador. También los presidentes de los bloques: el diputado Mario Negri y el senador Luis Naidenoff. Sin embargo, fuentes muy cercanas al Gobierno local consultadas por EL LIBERTADOR negaron esa versión, al menos en lo que respecta a Valdés. Recordaron que, si bien el gobernador correntino estuvo a principios de semana en Buenos Aires, lo hizo para reunirse con representantes chinos con quienes suscribió un convenio de cooperación, luego de lo cual se trasladó directamente al aeropuerto para retornar a Corrientes. En Buenos Aires, los observadores insisten en que Macri, al tanto de esa movida de la cúpula radical, el miércoles voló a Corrientes para mostrarse en los Esteros del Iberá junto a Valdés, a quien ve como uno de sus aliados más sólidos para apoyarlo en sus pretensiones reeleccionistas. Para esos observadores, no parece haber logrado alinearlo. PALABRAS Y SILENCIOS   En efecto, Valdés no ha dicho explícitamente que alienta una nueva candidatura de Macri. Pero tampoco ha dicho lo contrario. Como un jugador tiempista, maneja sus silencios y cuida sus expresiones. En cambio últimamente se escucharon expresiones suyas alegando que no podía esperar más financiamiento nacional para un plan de viviendas provincial, por lo que decidió avanzar dentro de las posibilidades que le dan los recursos propios. Y anteanoche en su tierra natal, Ituzaingó (ver página 5), expresó que "cuando decimos que está en juego la gobernabilidad, sabemos porqué lo decimos, y si seguramente a quién no le hubiera gustado gobernar en otro contexto económico del país, pero nosotros los correntinos sabemos lo que estamos haciendo, sabemos a dónde vamos, por ejemplo quiero repetir algo que decíamos en la campaña política, como es sostener que teníamos que pelear por las regalías de Yacyretá, y hoy lo estamos haciendo, las regalías de Yacyretá están llegando a Ituzaingó, para Villa Olivari, y también para Corrientes, y eso es histórico, las regalías de Yacyretá y Salto Grande, nos van a servir para desarrollarnos, por eso es importante poner en el gobierno un correntino que defienda los intereses de la Provincia". Por ahora Valdés prefiere maneras indirectas de deslizar alguna crítica a la administración nacional. Un gesto que no pasó desapercibido es que los candidatos de Encuentro por Corrientes (ECO) para los comicios del próximo 2 de junio no estuvieron junto al Presidente durante su visita a Loreto, una foto que no hubiesen desperdiciado en los tiempos de mayor gloria y de encuestas sonrientes para Mauricio Macri. En el radicalismo están muy preocupados porque la mala imagen de Macri los está afectando en sus provincias. Sostienen que Macri mide apenas 17 puntos en Mendoza y sólo 10 en Jujuy. En ese marco sombrío, sólo en Corrientes el Presidente estaría conservando una imagen no tan deshilachada. Eso fue lo que lo empujó a visitar la provincia una vez más.   Fuente:www.diarioellibertador.com.ar

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios