Miércoles 19 de Enero de 2022

Hoy es Miércoles 19 de Enero de 2022 y son las 01:35 ULTIMOS TITULOS:

27.2°

EL TIEMPO EN LA CRUZ

24 de octubre de 2017

La madre de Valentina pidió justicia por el robo del cadáver

Aseguró que el cuerpo de la adolescente fue sacado en la madrugada del jueves del cementerio y “plantado” en el nicho donde fue hallado.

La madre de la adolescente de 17 años cuyo cadáver fuera robado del féretro y hallado en el mismo cementerio de La Cruz en otro nicho, pidió nuevamente justicia. En contacto con el medio Filmaciones Anly, Aide Alegre manifestó que el robo del cuerpo de su hija, Valentina Sandobal, de 17 años, sepultada el jueves pasado, tendría que ser obra de dos personas ya que rompieron el panteón ladrillo por ladrillo, y estima que el cuerpo fue retirado del lugar. Según manifestó, su hipótesis es que luego el cadáver fue devuelto al camposanto en horas de la mañana del viernes y depositado en un nicho a 60 metros de donde fue sepultado inicialmente, y luego en la mañana del sábado alrededor de las 10, los agentes de la comisaría jurisdiccional que rastrillaron la zona en varias oportunidades lo hallaron. Entre lágrimas, la mujer manifestó: “Lo único que quiero es que se esclarezca lo que pasó y los culpables paguen, porque no le deseo a ninguna madre pasar por tanto dolor”. Relató que enterraron a su hija con la carpeta del colegio, su ropa y la mayoría de sus pertenencias, y aseguró que no colocaron en el ataúd ningún elemento de valor. El comisario mayor Jorge Fredy Alcaraz, jefe de la Unidad Regional IV de Paso de los Libres, informó a LT 12 que recibieron el testimonio de varios testigos para poder determinar los pormenores del deceso de la joven Valentina, ocurrido el miércoles a las 22.30 en su domicilio, ubicado en la calle Misiones del barrio San Cayetano de La Cruz. Los peritos determinaron en primera instancia que la muerte ocurrió por “asfixia por ahorcamiento”, pero el resultado del segundo examen cadavérico -hecho en la morgue del hospital San José, de Paso de los Libres-, que se realizó el sábado, no fue difundido a la prensa por las autoridades. Por el momento el funcionario antes mencionado manifestó que se está trabajando en varias hipótesis, una de ellas es que la profanación fue cometida para tapar otro ilícito. El cuerpo fue sepultado en la mañana del jueves en un nicho del cementerio municipal de La Cruz, y en la mañana del viernes los empleados del camposanto se percataron de que la tumba había sido violentada. Habían sacado el cajón, que se encontraba abierto, recostado en la pared y vacío, por lo que se dio aviso de inmediato a la policía.s

  Fuente:www.nortecorrientes.com

COMPARTIR:

Comentarios