Martes 29 de Noviembre de 2022

Hoy es Martes 29 de Noviembre de 2022 y son las 02:03 -

29.3°

EL TIEMPO EN LA CRUZ

NACIONALES

14 de diciembre de 2018

Según la UCA la pobreza creció y llega al 33,6%: 13.600.000 personas

El estudio indica que hay 2,2 millones más de pobres que hace un año. Es la peor cifra en muchos años. El conurbano, la zona más afectada.

El índice de pobreza afecta al 33,6% de la población argentina, la cifra más alta en la última década y equivalente a 13.600.000 personas, 2,2 millones más que un año atrás, según el informe del Observatorio de la Deuda Social Argentina de la UCA correspondiente al tercer trimestre. De acuerdo con el relevamiento, uno de cada cuatro hogares argentinos es pobre mientras los indigentes suman 2.470.000, lo que equivale a 161.500 argentinos más que hace un año dentro de ese crítico conglomerado social en el que apenas obtienen recursos para la alimentación. “La incidencia de la pobreza en ese período alcanza a niveles superiores a los registrados en 2016, cuando significativas devaluaciones provocaron un alza de la inflación y una caída del poder adquisitivo”, señala. Así, el informe precisó que la cantidad de personas por debajo de la línea de pobreza pasó de 28,2% en 2017 a 33,6% en el tercer trimestre de 2018, lo cual representó la serie más elevada en los registros desde 2010. El detallado estudio del Observatorio de la Deuda Social de la UCA se denomina: “Estancamiento estructural, pobrezas crónicas y desigualdades sociales en la Argentina urbana (2010-2018)” y advierte sobre el dificultoso camino que tendrá el Gobierno de Mauricio Macri para mejorar los índices sociales. Así, de acuerdo con este sondeo, en la Argentina, hay 13.600.000 personas pobres, lo que significa un crecimiento de casi 2,2 millones con relación a un año atrás, un dato altamente preocupante y que difícilmente pueda bajar por las perspectivas económicas desfavorables para los próximos meses. El análisis puntualizó que entre el tercer trimestre de 2017 e igual período de 2018 “la economía argentina pasó de un ciclo de crecimiento a una fuerte recesión, a la vez que la devaluación monetaria durante el año en curso se traspasó a los precios y condujo a una elevada inflación”. “El nuevo escenario ha tenido efecto sobre los ingresos reales de los que disponen los hogares por un deterioro del poder adquisitivo de los salarios, de los haberes jubilatorios y de las prestaciones sociales”, indicó el trabajo. El Observatorio de la Deuda Social consideró que “el contexto macroeconómico se ha revelado desfavorable para la creación de empleo, con consecuencias sobre las posibilidades de volcar más trabajadores al mercado laboral por parte de los hogares”. Respecto de los grupos de edad, la franja de hasta 17 años es la más afectada, al pasar de un 44% a un 51,7% de las personas; seguido por quienes tienen entre 18 y 29 años al saltar de un 28,1% a un 33,5%.s

  Fuente:www.nortecorrientes.com

COMPARTIR:

Comentarios