NACIONALES

26 de febrero de 2019

Entre la inflación y la cuestión estacional, se encarecen las verduras y se disparó el tomate

En pocos días se duplicó el precio del tomate, cuyo kilo dejó de costar $40 y actualmente se consigue entre $80 y $100. Desde las verdulerías estiman que los importes podrían bajar en las próximas semanas.

Durante el primer bimestre del 2019, entre las cuestiones estacionales y la inflación dominante, varias verduras y frutas cuestan más caras que el año pasado. Subió la lechuga, la acelga, la manzana, la banana y ayer fue el turno del tomate, que en menos de un mes duplicó su precio.
Es que el kilo de tomate hace dos semanas se conseguía a unos $30 y $40, la semana pasada comenzó a costar $70 y actualmente cuesta entre  $80 y $100.
“El tomate aumentó hoy (por ayer) un 75%, pero la semana pasada ya había subido un 25%. Siempre que tenemos modificaciones en los precios tratamos de no trasladarlo al consumidor, pero en algunos casos es muy difícil. Además, por lo general en esta fecha el tomate suele costar más caro, sin embargo, este año la suba fue mayor de lo que esperábamos”, comentó a El Litoral el encargado de la verdulería Santa Cruz. 
Las razones del aumento fueron explicadas por Emanuel Romero, quien desde la verdulería Don Emilio precisó: “Esta semana el tomate subió un 100%, para nosotros ya llegó a su techo por lo que estimamos que en las próximas semanas podría bajar ese costo. Todo se debe a un problema de estación porque por los calores no hay producción de tomates en el Norte. Lo único que aguanta nuestro clima es la cebollita de verdeo, y la mayoría de los cajones de frutas o verduras vienen de Mar del Plata o La Plata. Eso implica mayores costos que se traducen en una suba de los precios”.
En este sentido, desde la entidad que nuclea a los horticultores de la provincia precisaron a este medio que su cosecha -destinada a proveer al mercado local- recién comenzaría en mayo. Es decir, que para esa fecha con mayor seguridad el valor del tomate bajaría en la región. 
Precio
El año recién está comenzando, pero entre la inflación y la cuestión estacional, los precios de varios productos naturales se remarcaron hasta en un 100%.
Así, por ejemplo, el kilo de tomate que costaba entre $40 y $50 ahora se consigue entre $80 y $100; el racimo de acelga se mantiene caro a $60; el kilo de manzana que costaba unos $50, actualmente se ofrece a $80; la docena de naranjas que valía $40 actualmente cuesta unos $60; y el kilo de lechuga lisa que el año pasado costaba $75 ahora se vende a $110. Además, frutas importadas como el kiwi chileno o las bananas ecuatorianas registraron importantes subas.
En este escenario, desde las verdulerías señalaron que deben optar por las promociones en cantidad para que el consumo no decaiga.
“Cada vez que tenemos alguna suba, los clientes empiezan a llevar lo mínimo y eso genera pérdidas. Para evitar eso, realizamos constantes promociones de rebajas llevando más de dos kilos. Eso siempre resulta”, indicó Claudia desde una verdulería de barrio.
Además, para que las verduras y frutas continúen formando parte de la dieta diaria de las familias, algunas verdulerías ofrecen productos alternativos a los que se encuentran con mayores costos. Al respecto, desde una verdulería Emanuel destacó: “Nosotros tratamos de buscar productos más accesibles, por ejemplo, ahora la lechuga lisa está muy cara así que sólo traemos la mantecosa. Es una forma de cuidar el bolsillo de nuestros clientes y asegurar la compra”.
Por otra parte, debido a que la mayoría de los aumentos responden a una cuestión estacional, desde las verdulerías estiman que desde mayo podrían bajar los precios de las principales frutas y verduras. No obstante, todo dependerá de que el clima acompañe para obtener buenos resultados en las cosechas.

  Fuente:www.ellitoral.com.ar

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios