19 de diciembre de 2017

Aún no hay fecha para el bloqueo de los celulares comprados en el exterior

El Enacom informó que la medida restrictiva sigue en estudio y no se implementará a comienzos de 2018, como trascendió. Los teléfonos que se adquieran antes de la aplicación de la normativa continuarán funcionado sin inconvenientes. El objetivo de la iniciativa sería combatir el contrabando a gran escala, sin perjudicar a quienes compran artefactos de modo legal para uso personal.

El supuesto bloqueo de los celulares provenientes del extranjero a partir del 2018, despertó la preocupación de muchos usuarios correntinos que poseen equipos adquiridos en el Paraguay o los compraron a vendedores informales, desconociendo su procedencia. Fuentes del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) aclararon la situación a EL LIBERTADOR y explicaron que aún no hay precisiones, ni fechas, sobre la implementación  de medidas restrictivas. 

  IMPACTO LOCAL   La cercanía geográfica de Corrientes con el Paraguay hace que muchos usuarios correntinos de telefonía celular utilicen equipos provenientes del país vecino, debido a la gran diferencia de precios que existe entre ambas naciones en lo que respecta a artículos tecnológicos. En ciudades paraguayas como Asunción, Encarnación y Ciudad del Este los teléfonos celulares son ofrecidos hasta un 50 por ciento más baratos que en la Argentina.   REVENTA   La abismal diferencia de valores es aprovechada por algunos comerciantes que ingresan varios artefactos al país sin decláralos ante la Aduana, para luego comercializarlos a precios menores a los que se ofrecen en los comercios locales, en una actividad que es ilegal y que, de ser descubierta, implica la incautación de los productos y el pago de fuertes multas.    MAGNITUD   Si bien no hay datos específicos de la provincia, la consultora Carrier y Asociados estima que este año ingresaron a la Argentina alrededor de 2.800.000 celulares provenientes del extranjero, lo que da en promedio 7.700 teléfonos por día. Los artefactos adquiridos en el mercado formal argentino rondaron los 10.800.000 en el mismo período.  Ante la preocupación generada en quienes tienen artefactos de procedencia extrajera o comprados a vendedores informales, fuentes del Enacom comunicaron a este medio que "antes de aplicar las prohibiciones participarán en una mesa de trabajo junto a otros organismos estatales y entidades privadas, con el objetivo de evitar el contrabando a gran escala, sin perjudicar a los usuarios finales del servicio". Sobre cuándo empezará sus actividades la mencionada mesa de trabajo, indicaron que la misma "comenzará su tarea el año próximo y no existen fechas, ni plazos previstos para la puesta en marcha de las medidas que aún no fueron analizadas".   PRECEDENTES   Al respecto de las medidas que se estudiarán, dijeron que se trabajará "con los objetivos previos es mejorar y ampliar las experiencias de este tipo ya aplicadas en algunos países de América Latina". En este sentido, se debe decir que en países como Chile existen un sistema de Listas Blancas en las que se incluyen los teléfonos autorizados para su uso y se bloquean todos aquellos que no lo están, a partir de un mecanismo similar al utilizado con los móviles robados.    NO RETROACTIVO    Vale la pena aclarar, que de aplicarse restricciones a la utilización de artefactos provenientes del extranjero, las mismas tendrían vigencia con los celulares ingresados luego de que se aplique la normativa y no retroactivamente, por lo cual los activados previamente no tendrán inconvenientes.    CONTRABANDO   También se debe decir que las medidas apuntarían a evitar que entren grandes cantidades de teléfonos con fines de comercialización y no perjudicarían a quienes traen, de buena fe, una unidad para uso personal, aunque de todas maneras el equipo debe ser declarado en la Aduana al momento de ingresarlo al país.     Fuente:www.diarioellibertador.com.ar

COMPARTIR:

Comentarios