Ingresó ayer la nota en la que tres concejales piden al Intendente que se aleje del cargo. Esperarán una respuesta oficial para evaluar si piden un juicio político. El jefe comunal reiteró que completará su mandato. Aunque admitió dificultades, apuesta a seguir, con modificaciones en su equipo y prestando servicios básicos.

Varias reuniones, dos conferencias de prensa y otra protesta de un grupo de vecinos fueron parte el último martes de una complicada situación en Empedrado. Por un lado, había un pedido para que el intendente Oscar Mieres se tomara licencia por cuestionamientos a su administración. Y por el otro, el citado funcionario ratificó que permanecerá en el cargo. Una controversia que persistió ayer: ediles presentaron la nota en la que le piden que “dé un paso al costado” y el jefe comunal redobló la apuesta avanzando con una serie de cambios.
“A las 8.54 recibieron el escrito en la mesa de entrada de la Municipalidad”, afirmó a El Litoral el edil Ricardo Rodas, quien junto a Angel y Cesar Lezcano, formalizaron su pedido para que el Intendente “se tome licencia porque consideramos que la situación no da para más. Evidentemente están desbordados porque no dan respuestas a la gente”, subrayó. No obstante, los citados concejales señalaron que “por lo que nos dijo primero en forma verbal y luego en la conferencia de prensa, no piensa tomarse licencia.  De todas maneras, esperaremos que se cumplan los plazos fijados para que nos responda formalmente la nota. Considerando que vence el viernes y después ya es fin de semana, veremos qué sucede en los próximos días”.
Sobre los pasos a seguir, el legislador evitó dar precisiones y reiteró: “Esperaremos a ver lo que sucede en los próximos días. Además de la contestación a la nota, observaremos si dan respuestas a la gente que pide cosas específicas, como tener calles transitables, servicio de recolección, alumbrado, plazas y el camping en buen estado. Evaluaremos la situación y en base a ello tomaremos una decisión”.
En este punto comentó que “si es visible que todo mejoró drásticamente en beneficio de la comunidad, desistiremos de nuestro planteo. Caso contrario, podríamos pedir el juicio político, más allá de que los demás concejales acompañen o no. Es nuestro deber cumplir con nuestro rol siempre en el marco de las normas legales”.
“No tenemos un espíritu destituyente. Somos hombres de la democracia, es más, a mí la gente me eligió como concejal para defender sus derechos y es lo que estamos haciendo ahora. Si él se tomara licencia, no sería yo quien ejercería el Ejecutivo sino la viceintendenta o el presidente del Concejo”, señaló Rodas a este diario.
 
Aportes
Ediles también volvieron a reiterar que “siempre estuvimos dispuestos a trabajar en conjunto y dicen que sí, pero en la realidad eso no se traduce. Tampoco es cierto que Nación y Provincia no dieron aportes al Municipio”. De acuerdo a los registros indicados desde el recinto, “el 23 de abril la Comuna recibió $400 mil no reintegrable de las arcas provinciales y luego -el 2 de junio- volvieron a girarle recursos. En esa oportunidad, fueron $500 mil de adelanto de coparticipación. Anteriormente, la Jefatura de Gabinete de la Nación, el 15 de abril, les dio una ayuda económica de $500 mil destinado a la prestación de servicios, perforaciones para agua potable, mantenimiento de calles, etcétera”.
“A eso hay que sumarle otros apoyos de organismos nacionales como Renatea que otorgó a Empedrado $90.025 para capacitaciones, Asuntos Municipales envió otros $69 mil para 10 computadoras y tres impresoras. Además, llegó un importante aporte monetario que supera los $800 mil destinado al plan de agricultura periurbana”, enumeraron.
Por último, recordaron: “Seguimos sosteniendo que hay que mejorar muchas cosas pero especialmente la administración. El 61% de la coparticipación está destinado a salarios, entonces son limitados los recursos que quedan para todas las otras cuestiones que se deben atender. Por ejemplo, no se puede tener 450 jornalizados con sueldos de mil pesos cada uno porque nadie puede vivir con ese monto y tampoco es justo para quienes sí trabajan estar cobrando tan poco”.
 
Redoblar esfuerzos
Por su parte, el intendente Oscar Mieres –tal como lo informó este diario- no sólo aseguró que no se tomará licencia ni renunciará, sino que además considera que está a tiempo de revertir la compleja situación por la que atraviesa el Municipio. En este contexto, ratificó que tienen dificultades financieras y que considera que tanto de Provincia como de Nación no dieron respuestas a todas las gestiones que realizaron para dar respuestas a las demandas de la comunidad.
No obstante, anunció que modificará su gabinete. Ahora cambió a los titulares de dos áreas: Hacienda y Comercio. Pero aclaró que en breve darán a conocer otros cambios. Asimismo, garantizó que tal como comenzaron a hacer el último martes, intensificarán los trabajos para responder a demandas vecinales. Sobre esto, precisó que repararán calles, mejorarán el servicio de recolección y los espacios públicos, entre otras tareas.

  Fuente:www.ellitoral.com.ar

Compartir

Comentarios