La intensa labor del personal Municipal y del Prodego con bombas y maquinarias permitió que todo el líquido de los barrios Los Chacales y Francisco 1º, se escurra.
Hoy se comenzarán a volcar, al menos 3000 camionadas de tierra y arena para elevar los terrenos hasta la altura de las calles. Reconstruirán las viviendas afectadas.

Culminó el escurrimiento del agua acumulada en los barrios Los Chacales y Francisco 1ª en Goya. Luego de una semana, y tras seis días de trabajo intenso con maquinas de gran porte y bombas de grandes dimensiones, en la tarde de ayer se terminó de extraer todo el líquido que se acumuló por el desagüe de los terrenos altos de Carolina. Hoy comenzarán los trabajos para altear la zona, particularmente, los lotes de las casas que serán reconstruidas por el Municipio. El director general del Prodego, Matías Verges, confirmó a El Litoral que ayer se terminó del escurrir el agua de Los Chacales y Francisco 1º, los más afectados por la acumulación de agua caída en por las lluvias del fin de semana pasado. En el primer barrio, el agua es la que baja de la zona alta del Este, de Carolina. Los trabajos, que se hicieron durante toda la semana, incluyeron máquinas retroexcavadoras, tractores, bombas y maquinas a oruga. Se efectuó además, limpieza de los canales de la zona de la Serenísima y del Parque Industrial, que estaban obstaculizados. Por otra parte, Verges dijo que a partir de hoy, se trabajará durante toda la semana en volcar arena y tierra para dar un secado a las calles. Además, serán alteados los terrenos en ambos barrios, pero especialmente en Francisco 1º, donde están los asentamientos. “Se van a volcar unas 3000 camionadas de tierra, para llevar la zona a la altura de la cota de la calle, en los lotes Francisco 1º. Son un total de 24 casas”, explicó.  Las casas que se vieron afectadas por esta situación serán elevadas y reconstruidas por el Municipio, a través del área de Obras Públicas. “El municipio se va a ser cargo de levantar las casas, aportando chapas y madera”, señaló Verges.  Verges mencionó que las familias, algunas reubicadas en campamentos improvisados en zona alta y seca, pero próximas a sus casas, continúan recibiendo asistencia municipal, la mayoría de ellas, “el 70 por ciento, de las 24 familias, no quisieron dejar sus casas”, manifestó.   Fuente:www.ellitoral.com.ar

Compartir

Comentarios