Desde la Subsecretaría de Tránsito y Seguridad Vial de la Municipalidad, señalaron que serán muy exigentes y tendrán especial control en la cantidad de personas que viajan en las motocicletas. Tampoco se permitirá el transporte de niños menores de 10 años. Exigirán el uso de cascos y los espejos retrovisores.

Una de las principales campañas que tendrá la Subsecretaría de Tránsito y Seguridad Vial de la Municipalidad de Corrientes será poner la lupa sobre las motocicletas y, sobre todo, impedir la circulación de las motocolectivos, es decir que no habrá miramientos con los rodados que transporten a más de dos personas.

Así lo informó en diálogo con EL LIBERTADOR, la titular del área, Elizabeth Tumilasci, quien señaló que la nueva gestión se enfocará a dar cumplimientos con todas las normativas vigentes. "Lo máximo que pueden ir en una moto, son dos personas", afirmó, haciendo hincapié a que se apuntará a eliminar la negligencia que se suele ver en la vía pública, lo cual incluye a motos con tres, cuatro y hasta cinco ocupantes. Agregó que, además, exigirán el uso de casco obligatorio para los ocupantes y también los dos espejos retrovisores, considerando que es lo reglamentario. "Por ahí no se conoce mucho, pero es fundamental que el conductor tenga los dos espejos porque el casco le quita visión, y los visores son una herramienta fundamental", indicó. Las medidas que se tomarán tienen que ver con la intención de disminuir los índices de siniestros viales, pero también para dar respuestas a las quejas de automovilistas. Asimismo, en la provincia de Buenos Aires informan que se habilitaron carriles especiales de ciclovías en las calles, para la circulación exclusiva de bicicletas y motos, a fin de descongestionar las calles.   CAMPAÑA   La funcionaria municipal recalcó que serán muy severos con el control de las motos, por lo cual se está preparando una campaña muy fuerte para el inicio de clases, que es la época en que mayormente se ve esta tendencia. "No sólo que no se podrá circular con más de dos personas en la moto, sino que además, el acompañante no podrá ser menor de diez años", expresó. En este sentido, aclaró: "Los padres tienen que entender que se trata de una reglamentación vial y sobre todo tienen que tomar conciencia del peligro que significa llevar a un menor". Es por eso que tienen previsto tomar contacto con el área de Transporte, y arbitrar los medios que garanticen la gratuidad de niños en los colectivos.  Explicó, a su vez, que no tendrán miramientos y ya tienen previstos espacios dispuestos, como el galpón Vedoya y Santa Catalina, para el depósito de motos retiradas de la vía pública por falta de cumplimientos con las leyes y ordenanzas vigentes.   Fuente:www.diarioellibertador.com.ar

Compartir

Comentarios