La situación con los residentes y el Gobierno provincial está tirante ante el decreto que firmó el gobernador Ricardo Colombi de un incremento en los pagos de beca de un 25% más. El porcentaje no es nada alentador ni generó alegría en los residentes, ya que aseguran que para tener una competencia leal con la vecina provincia del Chaco deben incrementar los honorarios un 67%.

Según mencionaron los residentes de diversos hospitales de la ciudad, están en plena conversación con el Gobierno provincial para exigir mejores condiciones laborales y el aumento de los honorarios de las becas. Es que en el 2015, ante los reclamos los honorarios pasaron de un básico de $4.000 y $5.000 a $8.000 y $9.000, por lo que piden mejoras similares. En la actualidad los montos rondan entre los $11 mil y los $13 mil dependiendo de la zona y la residencia, salarios que están lejanos al Chaco que tiene cifras mucho más alentadoras que rondan en los $16 mil de básico y llegan hasta más de $17 mil.

Según mencionaron los funcionarios del Ministerio de Salud Pública, prometieron a los residentes que les aumentarían los valores de las becas nuevamente en septiembre. De este modo, los residentes admitieron que la situación en los hospitales es complicada porque hay muchas falencias, no sólo en los pagos, sino también en la infraestructura. Las carencias son evidentes en la mayoría de los hospitales y aseguran que necesitan tener mayor herramientas de trabajo porque muchas veces faltan insumos de gran importancia que deben solicitar a los pacientes para poder realizar las atenciones correspondientes. Continuarán reuniéndose con los representantes del Gobierno. s

Fuente:www.nortecorrientes.com

Compartir

Comentarios